A esta altura de la semana, el triunfo se lee de otra manera. Por supuesto que está la punta, está el goleador, está el Chuco, cada vez más ágil, está Assmann, cada vez más seguro… pero también están los vaivenes de este Torneo tan cambiante. Al rojo le queda un camino largo, con rivales, un poco más complejos que los de la primera parte. Y para eso, creo, hay que celebrar lo que se logró y rápidamente pasar a ajustar algunos tornillos.

El equipo jugó como a lo largo del torneo. El gol le abre, como ya dijimos en post anteriores, el terreno, y el rojo, de contra, es por demás efectivo. Eso sí, hasta que el gol no abre el partido es un eterno “jadeo”, que, muchas veces, se torna pasivo. Y aquí emerge la primera cuestión. Ya nos pasó contra Banfield que tomaron muy bien a Montenegro y no producíamos nada. Digo, no se puede contar con un Plan B, por ejemplo que ante una marca posesiva, sea Fredes el que lleva la pelota.
Me parece que es un intríngulis a resolver.



Insisto con otra variante: el cambio en la saga central. Felicito, celebro y aplaudo el gol de Matheu (que siempre va a tener un plus por ser del Club), pero convengamos que aún en la defensa no hay certezas. Tal vez su performance me lleve a decir que empecemos por cambiar a Rodríguez, que sigue con desaciertos. Y veamos como sigue Matheu.



Se viene Newell’s con Caruso, al que ya vencimos. Tengo fe.

Párrafo aparte +: La gente, inigulable. Denis, imparable. Montenegro, generoso.

Párrafo aparte -: El árbitro, un desastre. No necesitamos de las dádivas de una expulsión. No nos ensucien ahora.

Párrafo de aliento: Para Matheu.

Fuente: GolesTV

boneco_rojo@hotmail.com

7 comentarios
  1. Carlos_48 4 de octubre de 2007, 9:44  

    Es verdad. Independiente siguió jugando como lo hizo en todo el torneo. Hasta que no hace un gol, el partido no se abre. Haciéndolo y todo seguimos sufriendo con cada pelotazo que cae al área. Pero seguimos primeros y hay que seguir teniendo fe. Si no son forzados ya no habrá cambios de jugadores o cambio en el juego. Parece que Fredes no va a agarrar la manija cuando no aparece el Rolfi y todo va a quedar supeditado a que Sosa y Denis se iluminen en alguna jugada aislada y que los contrarios no nos emboquen en algun centro. Si ganamos el domingo tenemos grandes chances de salir campeones. Ni hablar si Boca no le gana a River. Nosotros no tenemos partidos fáciles, pero creo que Boca,Tigre y Lanús todavia tienen que jugar entre ellos. Todo puede pasar. VAMOS ROJO TODAVIA ! ! ! ! ! ! !

  2. Anónimo 4 de octubre de 2007, 9:48  

    Es verdad Carlos. Ahora, coincidís que el plan b es que la manija la agarre Fredes?.
    Creo que River le gana a Boca... Sí, el domingo es clave...
    Saludos

    Boneco

  3. Carlos_48 4 de octubre de 2007, 10:50  

    Por supuesto que coincido que Fredes debería ser la manija del equipo cuando al Rolfi no le salen las cosas. No hay otro capacitado para hacerlo. Por gambeta, por pegada. Le falta un poco de visión de juego. No enloquecerse cuando logra salir gambeteando entre dos tipos. Tranquilizarse y pensar la jugada posterior. Es el único que puede hacerlo. Y lo necesitamos. VAMOS FREDES TODAVIA ! ! ! ! !

  4. Kerzhâkov 4 de octubre de 2007, 19:39  

    Muy buen análisis Boneco.

    El gol de Matheu, una joyita realmente!

    Aguante el rojo!

    Saludos

  5. Rosny 4 de octubre de 2007, 20:55  

    Fredes es uno de los pocos talentos del plantel actual de Independiente. Decepcionó Oyola (que había hecho un buen arranque) y Machín y Díaz no se lucen como conductores.
    Y ojalá que Rodríguez sea baja permanente en el once titular.

  6. Anónimo 7 de octubre de 2007, 17:24  

    Gracias Kerzhâkov
    Boneco

  7. Anónimo 15 de octubre de 2007, 9:39  

    What do you think about Matheu? It's all right for a european top team (like Manchester Utd, Barcellona...)?

    Thanks. Luca.

    p.s. you can also write in spanish.